Saltar al contenido

Tortuga Laúd

Tortuga Laúd

La tortuga laúdtinglar o baula (Dermochelys coriacea), hablar de esta tortuga de caparazón que todos conocemos, pues ésta especie no se asemeja a las comunes. Son acuáticas y pueden estar sumergidas en el agua por más de 50 minutos, aunque necesitan salir a la superficie para respirar con una frecuencia de 3 a 8 minutos. 

Su vida prácticamente la pasan en el agua y son capaces de migrar cientos de veces hasta conseguir una playa de anidación.

Por ser tortugas de gran tamaño gozan de cierto respeto por parte de otras especies acuáticas, así que no se ven tan amenazadas por depredadores. 

Son conocidas por más de 10 nombres entre ellos machincuepo, 7 quillas,  7 filos, chalupa,  tinglar, Cardona, carapacho. En inglés se le conoce con el nombre de Leatherback Turtle. 

Esta especie es la que más se adapta al espacio acuático, porque tiene todas las características que le permiten sobrevivir en tierra y agua. Su estructura hidrodinámica es más avanzada que la de otros especímenes. 

Conocer todo sobre las tortugas laúd es interesante, pues durante años estos seres acuáticos ha participado activamente en el equilibrio de los ecosistemas. 

Nombre científico de la tortuga laúd

Nombre científico de la tortuga laúd
Tortuga laúd – foto por Bernard DUPONT

Dermochelys coriacea, es el nombre científico de la tortuga laúd que por su forma se le parece al instrumento de mismo nombre. Pertenece a la familia reptil Dermochelyidae que agrupa 8 géneros distintos aunque algunos ya están extintos.

De dónde es originaria la tortuga laúd

Se les conoce como antiguas navegantes, debido a su origen que data de 100 años atrás y principalmente provienen del océano Pacífico y Atlántico. En las costas canadienses de Nueva Escocia se le han visto desde los años 60. 

Son tortugas que están distribuidas en el mundo pero la mayor incidencia de avistamientos se ha dado en las playas centroamericanas del Pacífico entre las cuales se puede nombrar el litoral Pacífico de México, Puerto Rico y República Dominicana.

Características más comunes de la tortuga laúd

Dermochelys coriacea
Dermochelys coriacea- foto por :U.S. Fish and Wildlife Service Southeast Region

La característica más singular que las destaca de otras especies similares es la constitución de su caparazón, ya que es blando y está recubierto de cuero lo que lo hace más flexible y no es tan pronunciado como el de las tortugas terrestres, es más bien aplanado. 

Posee aletas delanteras muy largas, mientras que las traseras son más cortas. la cabeza es bastante pequeña comparada con el resto del cuerpo, pues su caparazón es muy amplio de color oscuro compuesto por crestas pronunciadas a lo largo. 

La longitud total de la tortuga abarca una distancia de hasta 3 metros desde la punta de sus aletas, un tamaño considerable que alcanza hasta los 500 kg de peso. 

Su pico es bastante afilado y en forma de gancho para atrapar más fácilmente a su presa, además dentro de su boca cerca del esófago tiene espinas afiladas llamadas papilas que mantienen atrapado el alimento al mismo tiempo que desechan el agua. 

Estás papilas también evitan que las medusas por su forma escurridiza se escapen. Asimismo el esófago se puede extender hasta la parte trasera de su organismo pasando por el estómago.

Cuál es el hábitat de la tortuga laúd

Tortuga Baula
Tortuga Baula- imagen por: U.S. Fish and Wildlife Service Southeast Region

Su hábitat se encuentra en mares tropicales y en aguas subárticas. Las especies más jóvenes suelen estar en aguas oceánicas por encima de los 28º y las más adultas pueden conservar una temperatura corporal de 18º en el ambiente fuera del agua. 

También se mantienen en las profundidades alcanzando hasta 200 metros de buceo en busca de su alimento, así como también suelen migrar miles de kilómetros buscando la playa para anidar, por lo que en época veraniega se trasladan a las costas de noruega. 

Por lo visto, estas tortugas recorren todo el mundo buscando las mejores condiciones y aprovechando las diferentes estaciones, por ejemplo en el invierno prefieren viajar hasta el mar caribe y áfrica, mientras que aprovechan el verano para tomar el sol en New York.   

Se ha comprobado que recorren grandes distancias cuando son capturadas y marcadas en un océano y   más tarde son capturadas en otro.

Cómo cuidar esta tortuga

El cuidado de las tortugas laúd va a depender de los fines del cautiverio, pues aunque aún no es denominada especie en extinción, esta en estado crítico, por ello su preservación depende más que todo del cuidado que se le dé a la etapa de anidación y eclosión. 

Cuando la tortuga laúd hembra deja sus huevos en la playa, estos quedan a merced de los animales que se pasean por la playa en busca de comida y en ocasiones se procede a sacarlos del lugar para llevarlos a término en incubadoras especiales. 

Si se tiene una cría en casa es necesario tener un acuaterrario donde pueda mantener la temperatura adecuada. Además debe estar en un lugar alejado de artefactos eléctricos. 

Los acuaterrarios también deben tener las características necesarias para proporcionar un hábitat similar al natural. En este caso hay que asegurarse de que cuente con un medidor de temperatura, un filtro de agua y un calentador, una luz ultravioleta y temporizador y una rampa que le permita a la tortuga llegar a la zona seca.

Dermochelys coriacea en la playa
Foto por Bernard DUPONT

1. Cuánta agua necesita esta tortuga

Las tortugas laúd por ser especies que viven en el mar pueden tomar gran cantidad de agua salada, pero tienen la capacidad de quitar la salinidad a través de unas glándulas. 

En este caso prefieren el agua templadas para consumir. Dependiendo de su tamaño las tortugas necesitan 15 litros por cada centímetro que midan. Así que una tortuga laúd de 2 metros puede llegar a beber hasta 3000 litros de agua. 

2. Cuánto dura esta tortuga sin comer

Las tortugas laúd ingieren gran cantidad de alimentos, pero lo más interesante es que tienen un metabolismo capaz de adaptarse a largas temporadas sin alimentos, por lo que pueden durar hasta 3 meses sin comida. 

Cuando hay escasez de alimentos en su hábitat natural, deben recurrir obligatoriamente a otros ecosistemas en busca de alimentos, aunque esto implique salir de su comodidad una vez que su organismo empieza a requerir comida. 

Qué come la tortuga laúd

Tortuga laúd

La tortuga laúd tiene una dieta blanda, debido a que es desdentada, por ello el consumo de medusas es su especialidad, puesto que por la forma de su boca pueden quedar atrapadas fácilmente. 

Aunque las medusas no son alimentos ricos en nutrientes, tienen un pequeño porcentaje de calorías similares al pescado, por ello las Laud deben comer enormes cantidades ya que esto le permite mejorar su habilidad de nadar. Tienen la capacidad de consumir más de 50 medusas que pesan hasta 5 kg en menos de 3 horas. 

Existen otras especies de cuerpos blandos que son también alimento de las laúd, como por ejemplo las salpas y las avispas de mar que aunque suele ser venenosas no representa ningún peligro para estas tortugas.

Comportamiento

Las tortugas laúd no son animales salvajes a pesar de su gran tamaño y lo espeluznante que hay dentro de su boca, por el contrario se muestran dóciles cuando están estancadas en la orilla del mar, además no pueden moverse rápidamente al igual que otras tortugas terrestres.  

Dentro del mar tampoco representan peligro para los humanos ni para otras especies marinas, porque prefieren estar solas y disfrutar del mar como si se tratara de un inmenso estanque. Este comportamiento está asociado con las especies adultas, pero las crías presentan otras conductas muy diferentes. 

Aunque parezca increíble, las crías aletean  muy rápido en la tierra para poder sobrevivir cuando salen del huevo, por lo que tienen la habilidad de llegar del nido al mar en corto tiempo. También son hiperactivas al nadar alcanzando 1.57 km por hora. A esta etapa se le conoce como frenesí infantil que se caracteriza por la actividad intensa en las primeras 24 horas luego de su ascenso del nido. 

Suelen dormir en aguas profundas

En el caso de los machos siempre permanece en el mar y solo la hembra sale a anidar en la playa. 

Suelen dormir en aguas profundas, pero cuando son crías lo hacen flotando en la superficie. 

En la etapa sexual, las tortugas presentan un comportamiento singular, porque en ocasiones los machos están al acecho y suelen enfrentarse por la hembra. 

Durante el trabajo de anidación, las tortugas hembras son muy cautelosas, porque pueden salir en busca del nido y verse amenazadas por algunos factores, así que se regresa al mar sin poner los huevos. 

Cuando logra conseguir el lugar perfecto para sonido se toma el trabajo de construir una cama donde logra acabar con sus aletas un hueco en forma de lágrima para depositar los huevos. 

Tienen la habilidad de recordar el mismo lugar de anidación en una playa, a pesar de que recorren grandes distancias entre los océanos. Esto ha sido objeto de estudios por algunos investigadores. 

Cómo se reproduce la tortuga laúd

tortuga laúd reproducción
Foto: por Bernard DUPONT

El lugar de apareamiento de las tortugas laúd es el mar, mientras los machos no dejan el agua al entrar en ella como crías, las hembras son las que se encargan de salir a poner los huevos. 

Los signos de una tortuga laúd preparada para la sexualidad, en primer lugar es la liberación de una feromona, es allí cuando la tortuga macho le da toques con el hocico y mueve sus aletas en señal de receptividad. 

La reproducción de las tortugas laúd se considera riesgosa, porque el macho debe realizar incesantes maniobras para poder montarse sobre la hembra, porque los caparazones pueden ser un impedimento ya que el macho debe montar a la hembra por la parte trasera y escalar hasta colocarse encima. 

Durante esos intentos el macho puede permanecer más tiempo debajo del agua del que debería para lograr la hazaña. 

Las tortugas hembras suelen probar a otros machos para seleccionar la mejor calidad de esperma, por lo que el éxito de la fertilización disminuye. Luego buscan una playa que tenga las condiciones óptimas para cavar sus nidos, preferiblemente en la noche cuando las temperaturas descienden.

Cuántos huevos pone esta tortuga

Tortuga laúd Huevos
Tortuga laúd huevos – Bernard DUPONT

La capacidad de almacenamiento de la tortuga laúd en su caparazón es enorme, por lo tanto, puede poner entre 90 y 100 huevos en un solo nido. En la etapa de reproducción pueden anidar hasta 1000 huevos, producto de las ocho o nueve unidades por año.

Un dato curioso es que parte de los huevos tiene yema y una menor porción no la tienen y pueden ser de forma variable.

Cómo cuidar las crías

Cría de laúd

Si se recogen las crías de las tortugas laúd, se debe tener cuidados específicos para luego devolverlas a su hábitat natural. Esto incluye las siguientes recomendaciones:

Contar el número de crías y llevar un registro por nido. 

Colocarlas en un contenedor que tenga arena húmeda y asegurarse de que no haya depredadores cerca como hormigas o ratas. Cambiar la arena constantemente. 

Cuando la cría no está totalmente desprendida de las cáscara, es importante enterrarla en arena dentro de una caja cerrada.

Cuáles enfermedades puede presentar

En los últimos años las tortugas laúd han presentado afectaciones en sus embriones, una enfermedad emergente producida por algún tipo de hongo. 

La fibropapilomatosis es otra enfermedad que aqueja a las tortugas marinas en grandes poblaciones y pueden causar su muerte. 

Las infecciones en la piel son comunes  en  las tortugas y son provocadas por bacterias, estas lesiones cutáneas también pueden ser producidas por mordeduras o redes de pesca siendo más propensas a contraer microorganismos que pueden afectar otros órganos. 

Las tortugas  Laúd también pueden sufrir de lesiones pulmonares, por el daño en su caparazón. otras enfermedades que afectan el sistema inmune son las esplenitis necróticas y granulomatosas. 

Por otra parte los parásitos originan vasculitis y trombosis en menor proporción.

Cuantos años viven
Foto por – Terry Ross

Cuántos años viven

Una vez que alcanzan la madurez cerca de los 16 años las tortugas laúd, viven en promedio el doble de ese tiempo, mientras que en cautividad puede ser alcanzar hasta los 35 años de vida.

Cuáles son sus depredadores

La tortuga Laúd es de enormes proporciones, por lo que pareciera no tener alguna amenaza de depredadores, sin embargo,  tiburones pueden atacarlas muy fácil cuando se trata de especies jóvenes. Igualmente, los grandes especímenes  tienen como únicos depredadores a las orcas que atacan su caparazón blando en el medio acuático. Cuando se prestan a anidar pueden estar al acecho de los jaguares en algunas playas americanas. 

En el caso de las crías, hay un mayor riesgo de depredación cuando aún son huevos, así pueden ser amenazadas por algunas especies dependiendo del espacio geográfico, por ejemplo las hormigas, cangrejos, aves, lagartos y otros animales que se pasean por las playas en busca de alimentos.  Otros tipo de microorganismos provenientes de sanguijuelas y caracoles, suelen afectar los ojos causando una enfermedad que en muchos casos produce la muerte. 

Tortuga laúd en peligro de extinción

Dermochelys coriacea

Las tortugas laúd vienen manifestando una importante reducción en su especie a consecuencia de capturas accidentales, pues los sistemas de pesca tradicionales industriales arrastran todo tipo de especies a su paso. 

También son amenazadas por la caza furtiva de huevos que en algunos países se consideran un manjar, por lo que cada vez es más frecuente la caza. 

Sus nidos son amenazados por perros y aves que rondan las islas en busca de alimentos. Esta situación de vulnerabilidad se acrecienta una vez que eclosionan, pues deben esforzarse por llegar al mar antes de ser atrapadas y una vez que se sumergen también están a merced de otros depredadores. Es una batalla que pocos ejemplares logran ganar y así llegar a la edad adulta. 

La venta es un problema

Tortuga en la playa

La comercialización del caparazón también es otra amenaza que enfrentan estas tortugas, así como las condiciones del clima que afectan el ciclo reproductivo específicamente en el sexo, puesto que en temperaturas más cálidas resultan más crías hembras, lo que reduce enormemente la reproducción. 

Las actividades turísticas también destruyen las diversas fuentes de alimentos de las tortugas Laúd, esto incluye los arrecifes de coral y otros hábitat  que poco a poco pierden la naturaleza de su función dentro del ecosistema. 

El estado del ambiente en los últimos años ha provocado calentamiento y esto es otro factor de amenaza que contribuye al desequilibrio de su ecosistema, debido a las subidas de las aguas costeras que reducen el espacio de anidación en las playas. 

También es importante mencionar la contaminación de las playas como uno de las causas de vulnerabilidad, pues los restos de bolsas de plástico en el océano pueden confundir a las tortugas y pasar como medusas que es su principal fuente de alimentación.    

Cuántas tortugas  de laúd  quedan en el mundo

Crias pequeñas

Las tortugas laúd fueron abundantes a principio de los años ochenta con más de 100,000 implantes en todo el mundo, sin embargo, se augura que en los próximos 25 años serán especies extintas A menos que se tomen las medidas necesarias para su preservación. En este sentido, se calcula que existen entre 15,000 y 30,000 ejemplares que cada año se reducen en un 75%.

6 Curiosidades de esta tortuga

1 Es la tortuga más grande de su especie, lo que la hace más fácil de avistar por los pescadores. 

2. Su caparazón está cubierto de piel, por eso también es llamada tortuga de cuero. 

3. Aunque pone una inmensa cantidad de huevos, son pocos los que logran eclosionar y también son pocas las crías que logran llegar al mar para desarrollarse. 

4. Las tortugas hembras practican la poliandria, pues suelen estar con muchos machos para seleccionar al mejor. Esta práctica es inducida por la presencia de mayor cantidad de Tortuga machos. 

5. Las crías laúd, son rápidas tanto en la tierra como en el mar, lo que les permite salvarse de los depredadores, pero con el tiempo van perdiendo esa agilidad sobre todo en tierra. Por ello, muchas de estas especies se han quedado varadas en algunas playas. 

6. Las tortugas Laúd vuelven a su lugar de nacimiento para anidar, a menos que represente una amenaza, por la invasión humana. En algunos casos, se ha cambiado totalmente la playa por atracciones turísticas que el hombre ha introducido.

Taxonomía y clasificación

Reino: Animalia
Filo: Chordata
Clase: Sauropsida
Orden: Testudines
Suborden: Cryptodira
Familia: Dermochelyidae
Género: Dermochelys
Especie: D. coriacea

La tortuga laúd en nuestro corazones

Tras pasar por muchos obstáculos a través de los años y siglos, las tortugas laúd han podido enfrentar todos,  a diferencia de otras especies que se extinguieron por los fenómenos naturales. 

Esta especie tiene grandes ventajas que se materializa en su organismo, pues gozan de mecanismos que le permiten tener una vida más larga. De esta manera han actuado por miles de años como agentes beneficiosos para el ecosistema. 

Es imprescindible que las personas comprendan la función tan importante de estas especies acuáticas, porque a medida que desaparecen también se afecta el ambiente y los océanos los cuales son formas de sobrevivencia para la humanidad.